miércoles, agosto 02, 2017

lunes, noviembre 30, 2015

Franklin - Parecidos

Franklin –“Papi, yo no sé por qué dicen que nos parecemos”

Yo –“¿A vos no te parece que nos parezcamos?

Franklin –“No, usted es gordo y yo flaco"

miércoles, noviembre 04, 2015

Franklin - Mi escuela

Yo -"Franklin ve, esta es la escuela a la que iba cuando estaba chiquito"

Franklin -"¡wow, que increíble que todavía exista!"

miércoles, septiembre 09, 2015

Franklin - Presidente

Yo: -“Franklin, si vos fueras presidente, ¿qué harías?”

Franklin: -“Aburrirme”

Yo: -“Diay, ¿Por qué?”

Franklin: “Porque los presidentes tienen una silla donde se sientan todo el día. A veces, para entrevistarlos por televisión y a veces para reunirse con otros señores, eso a mí me parece muy aburrido”

Franklin - Mustang Rojo

Yo: - En esa casa de allá hay un Mustang rojo super chiva, ¿lo has visto?

Franklin: -Sí claro, ¿por qué cree que todos los días le doy vuelta a la manzana por ahí?

Telegrama 70

Feliz Día del Niño a mi chiquito favorito de todos los tiempos.
Te amo y te extraño más no poder.

martes, agosto 04, 2015

sábado, octubre 04, 2014

La madrugada me sorprendió de nuevo

La madrugada me encontró nuevamente con ese pensamiento y deseo frecuente de acariciarte los pies, besarte la espalda o escribirte una carta.

La madrugada me sorprendió una vez más despierto, ansioso, pensándote, deseándote, amándote.

La madrugada me miró a los ojos, no supo qué decirme; miré hacia abajo ignorándola, haciéndome el tonto, pretendiendo no percatarme de su presencia; pero es que son muchas ya, muchas las veces que la madrugada me encuentra escondido en el absoluto silencio del tiempo detenido, observando tu perfección, extasiándome el pensamiento, sonriéndole a la vida.

Si tan solo vos…

Un día…

Algún día…

Si tan solo la madrugada…

Telegrama 68

J'ai les billets d'avion… Je t'aime jusqu'au ciel!

domingo, marzo 30, 2014

Franklin - Arreglemos la cocina

Franklin :"Papi ¿de qué jugamos?

Yo: "tenemos que arreglar la cocina"

Franklin :"ay no que aburrido, yo quiero jugar, ¿por qué tenemos que arreglarla nosotros?"

Yo: "Bueno, juguemos que trabajábamos en un crucero que viajaba por todo el Caribe y nosotros éramos los encargados de la cocina"

Franklin: "uy sí que chiva"

Telegrama 67

Te pienso y te quiero. Te llamé y te escuché y me alegraste el día. Mi promesa sigue en pie, ya falta poco.

a Marialurdes

Aún sin conocerte te conozco y sin quererte te quiero. Sin saberlo estás en mi vida, en algún lado, no sé dónde, en el pasado o en el futuro, quizá más bien en el presente, quién sabe. Curiosamente a la familia se le tiene cerca, a veces, a ratos o siempre, quién sabe; y es que los lazos de sangre que unen a las personas son a veces mágicos, porque sin saberlo de repente te muestran similitudes y conexiones que ignorabas; y de nuevo, la vida te dibuja una sonrisa o mejor dicho, te la escribe en poesía y te alegra el día o la semana, quién sabe.

miércoles, octubre 02, 2013

Amanece en Guadeloupe

Amanece en Guadeloupe, me tomo un café negro viendo los pajaros revoloteandole cerca a una señora para robarle el pan. A mi derecha el océano Atlántico se extiende hasta el infinito, en una maravillosa mezcla de turquesa, verde y azul. El día inicia, paciente y armonioso mientras yo controlo mis ansias y cuento las horas, para tenerte de nuevo en mis brazos.

viernes, junio 28, 2013

Guineíto

De Guineíto no sé mucho, apenas lo que yo podía ver desde el otro lado del portón cuando pasaba casi a diario a pedir una monedita. Guineíto caminaba sin prisa y en algún momento vendía guineos y pregonaba “guineiiiitooooo, guineiiiitoooo” mi mamá en varias ocasiones tuvo que haberle comprado, no recuerdo; pero sí recuerdo que en muchas otras salimos a darle una moneda.
Guineíto es mi personaje de infancia favorito, porque parecía ser un hombre bueno y a mí me gustan los hombres buenos.
Me enteré un día que una señora lo invitaba a pasar, le daba de comer y le cortaba el pelo. A mí me pareció un gesto muy lindo. Nunca supe si usaba barba porque le gustaba o porque simplemente le crecía y no se la rasuraba.
Guineíto debe estar en el cielo de los viejitos amables que piden una monedita, porque hay viejitos que piden una monedita pero no son amables, Guineíto sí lo era, aunque no se lavaba las manos, ni los dientes y no se bañaba mucho; bueno, es que hay mucha gente buena que no se lava las manos ni los dientes y tampoco se bañaba. Vestía con saco, zapatos café y pantalones caqui. Una vez mi mamá le regaló un saco color vino que don Felipe había dejado perdido en mi casa. Mi mamá le decía Felipe, así en español, pero en realidad se llamaba Philip, en inglés y no hablaba nada de español, pero nosotros no hablábamos nada de inglés entonces nos sonreíamos, que las sonrisas no tienen idioma ni acento y todo el mundo las entiende. Quizá don Philip no supo nunca que su saco le sirvió a un señor muy pobre en Costa Rica que no tenía qué ponerse, pero de haberlo sabido, creo que don Philip se hubiera puesto muy contento porque él también era un señor muy bueno que también está en el cielo de los señores amables.

Quizá algún día yo los vuelva a ver, a ambos y los presente porque no se conocen y le cuente a Guineíto que don Philip fue quien indirectamente le dejó un saco para que se pusiera…claro, pero eso solo lo puedo hacer, si yo también voy al cielo de los señores amables.

lunes, febrero 25, 2013

Lluvia de vinagre

Amaneció muy lindo el día, con un brillo especial, con un aire distinto como que se mezclaba el rocío con el presagio… como cuando aun estando serena la mar, el marinero sabe que una tormenta asecha, pero guarda la esperanza de que no suceda.


Escuché tu voz y el sol brilló con más fuerza, sonriéndome, bronceándome la cara. Sonreí y reí al escucharte, porque mis sonrisas y tus risas son sinceras cuando se encuentran, se escuchan y juegan… porque un encuentro entre los dos es siempre mágico, es siempre lindo y las distancias existen, pero no existen, bueno sí, pero a veces, son fronteras que los adultos nos ponemos pero que vos y yo no tenemos, no las vemos, no las pensamos, no las miramos… al menos no lo haríamos, sino fuese porque nos las recuerdan a la brava, porque el odio puede más que la razón porque dentro del corazón a veces pareciera ser más fuerte el rencor que el amor. Y no amor a mí, sino amor por vos, pero el rencor hacia mí puede más que el amor por vos y absurdamente quien dice amarte se impone en tus ratitos de felicidad y la mía, pero la mía que importa si yo ya estoy grande y puedo con esto y con mucho más, pero vos aún no. Y eso no es justo, ni es correcto.

Sonó el teléfono y la mañana oscureció de pronto y se enfrió el café, se puso rancio el desayuno y llovió a cántaros, pero llovió en seco, sin que vos lo supieras, sin que vos lo notaras, llovió mucho y al aire libre y bajo el sol jugaste escondido, quedó y al fútbol, sin percatarte que esta misma lluvia que a mí me estila, a vos te salpica también.

Ese sabor amargo que le queda a uno en la boca, como cuando equivoca el agua con el vinagre y sin percatarse se toma de la botella y luego se trata de escupir, pero no hay manera de quitarlo, se lava uno la boca, pero las ganas de vomitar no se le van de la garganta. Ese hastió que daña el almuerzo, el café de la tarde y posiblemente la cena. Ese asco que no se quita ni con gárgaras de listerine, ese llanto seco que queda dentro del pecho y no sale, pero quiere salir y quedándose adentro se añeja y le carcome a uno la sonrisa y el gusto por lo dulce. Cuando las lágrimas no derramadas se secan, se le acumulan a uno en pecho y duele, duele mucho y estoy seguro que hasta lo hacen a uno sangrar por dentro.

Llegó el medio día y quise guarecerme de la lluvia asquerosa que me mojaba por dentro, te pensé a lo lejos y quise abrazarte. Fui por filete de cherna y por una bocanada de aire fresco y hablé de otros temas y me ocupé en papeles de negocios, pero no. Nada de eso distrae la mente de la maldita excusa barata que nos dan. Como si vos y yo fuésemos muñequitos de un juego en el que alguien es rey y reina a la vez y nos saca siempre la carta de sanción por una falta no cometida.

El amor y el odio son hermanas gemelas y putas las dos y en sus juegos mortales, no saben o no quieren respetarse los límites y dejan a la conciencia, por fuera, que es hija bastarda del mismo padre; cual Cenicienta, sin derechos, ni oportunidades y a nosotros nos va parecido, pero de nuevo me pregunto, qué importan mis derechos y oportunidades, qué importa si sonrío o no, ya veré yo cómo me las arreglo, ¿pero vos? Vos sí tenés derecho a sonreír, a crecer y compartir a jugar tanto escondido como hide and seek, a que tu mundo sea más amplio, rico, extenso y real.

Jugá, soñá con robots, aviones, camiones de bomberos y el hombre araña. Dormí en paz esta noche y todas las que vienen, dejá que de esta lluvia me encargo yo.

Te lo prometo

Y quise hablarte y no pude, pero no porque no lo intentara


Y quise escucharte y no pude, pero no porque no te llamara

Y quise verte y no pude, pero no porque no lo quisiera

Y pretendí que vinieras a mi casa y no pudimos, pero no porque así no lo soñáramos

Y una cosa y otra que sale y brinca y se cansa uno de las excusas y de los peros

Pero de algo que no me canso, ni me cansaré aunque haya días en que no pueda hablarte, oírte ni verte, es de seguir intentándolo cada día por el resto de mi vida

sábado, febrero 23, 2013

Franklin - Cuando sea grande

Yo: “Entonces Franklin, ¿Qué querés ser cuando seás grande?


Franklin: “Vendedor de patinetas”

Yo: “¿Vendedor de patinetas? ¿Ya no querés ser piloto?”

Franklin: “No”

Yo: “¿Por qué no?”

Franklin: “Porque no me acordaba que podía haber tormentas muy fuertes”

Yo: “Ah, pero no importa, los buenos pilotos pueden volar aun con tormentas muy fuertes, para eso se preparan”

Franklin: “Mmm, bueno, yo me hago piloto, si usted es mi copiloto y vuela conmigo”

Yo: “Trato hecho mi amor, me parece buena idea”

jueves, octubre 18, 2012

Si hoy estuviéramos solos

Si hoy estuviéramos solos…


Llenaría la tina de agua caliente, abriría un buen vino, encendería muchas velas y con música de fondo como Luther Vandross o SADE, disfrutaría de la vida.

Me olvidaría que el mundo existe, el trabajo, el cansancio, los problemas y el estrés y me endulzaría la boca con tus besos. Conversaríamos del futuro, de tus planes, de los míos, de las imágenes bonitas del ayer y dejaría que mi alma se alegrase con tu piel deleitando mi oído con tu voz que tiene ese dulce tono a hogar, en donde me siento seguro, completo, feliz y rey.

Si hoy estuviéramos solos…

Tendríamos una cita a ciegas, un sueño compartido, un encuentro muy cercano, una fiesta de a dos, una noche para nunca olvidar.

Si hoy estuviéramos solos…

…cuidaría de vos de una manera muy especial…

Si hoy estuviéramos solos…

…posiblemente mañana, buscarías la manera de quedarte a solas conmigo...

miércoles, julio 11, 2012

Sensaciones de tardes grises

Sentado frente a su ordenador, con el olorcito a café que le llegaba de la humeante taza, pretendía trabajar y ocuparse de sus cosas, pero en realidad no hacía más que observarla y deleitarse al verla. Miraba su boca y pensaba cuanto daría por besarla de nuevo. Veía su cuello y sus pechos y se excitaba con el olor percibido por el recuerdo al haberse consumido en ese cuerpo tantas veces. Sus ojos tan lindos como distraídos muy de vez en cuando volvían a verle. Inmersa en su mundo y en sus quehaceres ajena a aquellos, tan intensos pensamientos que eran una mezcla entre ternura y erotismo. Poco se enteraba de las sensaciones que, mientras ella solo leía, sucedían entre aquellas piernas, mente, pecho, y hasta las mariposas en el estomago que provocaba al imaginársela suya. Al sentirla cerca. No solo cerca de sus manos, pero cerca del interior, allá por el alma, donde ella irrumpía su día a día, su vida entera y revolucionándola, sin percatarse, le ofrecía una mejor, más divertida, más espiritual y muchísimo más intensa.

Él sonreía como riéndose de sí mismo y es que hay veces que la vida se toma un cafecito con uno, lo besa en la boca y le hace el amor por las tardes grises y él, eso lo había descubierto ya.

miércoles, junio 27, 2012

Ya quisiera yo

Ya quisiera yo despertar un día y no amarte,
que el recuerdo no me visite justo al instante de despertar,
que tu olor no inunde mi alcoba ni me falten tus besos en mis labios

Ya quisiera yo preparar un solo café en las mañanas,
alistarme silbando y salir de la casa sin observarte,
que llegase la tarde y más tarde la noche,
y los días se consumieran sin percatarme,
y sin percatarme tampoco, ya quisiera yo, se me fuese la vida,
extinguiendo rápidamente, sin extrañarte, sin pensarte,
sin recordar tu existencia.

Ya quisiera yo un día, pudieras entrar en mi cuerpo y
verte como te veo, quererte como te quiero
y que fueras capaz de comprender,
aunque fuese solo por un instante, lo que siento al tenerte,
lo que siento al no tenerte, lo que siento al besarte y lo que siento al no besarte.

Ya quisiera yo que un día,
despertaras siendo yo y vivieras este amor desde aquí,
que veas lo bella y lo vital que sos,
que mis palabras son limitadas al expresarte este amor a susurros,
que la vida, efectivamente se me extingue si no tengo tus besos.
que soy, la reacción de lo que vos me provocás.

Ya quisiera yo, que un día, tu cuerpo te lo pida y que sea el mío quien te lo dé,
que tu corazón te reclame y sea yo la repuesta,
ya quisiera yo, que aunque fuese por un solo día pudieras ver como siente.
Pudieras ver, qué lindo se siente amarte, aunque fuese por un instante, ya quisiera yo.

martes, junio 26, 2012

Dulces Interrupciones



Y en medio de la ajetreada mañana, envuelto en una infinita lista de cosas por hacer que muta y se desarrolla como si tuviera vida propia, llenándome los minutos y los segundos de tareas que tardan años en acabar, desordenando el escritorio virtual, tensándome los nervios, aumentando el peso en los hombros en esta carrera que a veces pareciera en reversa con un sinfín de inconclusos, interrumpís mi momentum, a veces con una llamada, a veces con un mensaje, pero las más con un pensamiento que me llega a la mente sin quererlo y me transporta a otras dimensiones donde observando la perfección de tus pies, mientras me acariciás el alma, me deleito del timbre de tu voz y de las historias que me contás de un pasado que a veces se mezcla con ficción. Una dimensión a veces dulce a veces picante. Una dimensión donde siempre estás, siempre sonreís y siempre me alegrás la vida. Algún agente externo me trae de vuelta al enredo de papeles, correos electrónicos y reuniones, en las que continúo con una sonrisa maliciosa, un dulce sabor en la boca y la esperanza que otro pensamiento fortuito me interrumpa por la tarde.

domingo, junio 17, 2012

Telegrama 66

J'ai bien aimé entendre ta voix. Feliz día para vos también, que si no fuese por tu existencia, yo no hubiera descubierto lo maravilloso que es ser papá... tu papá. Je t'aime jusqu' au ciel.

miércoles, enero 04, 2012

De esos vasitos de agua que saben a miel

Se despertó cuando aún no amanecía y caminó descalza a la cocina por un vaso de agua fría. Él, entre dormido y despierto la seguía con el pensamiento y los ojos cerrados, pensaba que en su lugar, hubiese tomado agua del tubo sin encender ninguna luz. Al oírla regresar, se imaginaba sus piecitos tocando el piso frío y lo mucho que eso le estorbaba, pero en medio de la noche, media dormida, no iría al armario por las sandalias que él allí había guardado por la tarde al regresar a casa. Curiosamente, él sí disfrutaba de la sensación irregular del piso y los cambios de temperatura al caminar sin zapatos.



Ella regresó a la cama y él más despierto ya, pero pretendiendo no estarlo, se volteó hacia ella, la abrazó con fuerza mientras le buscaba los pies con los suyos para calentárselos.





Conciliaron nuevamente el sueño mientras él sonría internamente por esas diferencias que los unían.

martes, noviembre 29, 2011

Franklin - Vacaciones

Yo: ¿Cómo te fué en la fiesta de l’école?

Franklin: Mal

Yo: ¿Por qué?

Franklin: Porque ya salimos a vacaciones y no tengo más clases hasta el otro año.

Franklin - Inglés

Yo: Franklin, ¿querés que te enseñe a hablar inglés?

Franklin: No, yo puedo solo.

viernes, noviembre 11, 2011

Franklin - Jugando a la Pulpería

Franklin: Papi juguemos pulpería

Yo: Está bien

Yo: ¿Sr, qué tiene para vender?

Franklin: -Quesos

Yo: ¿De qué hay quesos?

Franklin: De tomar y de comer. De limón y de fresa.

Yo: Deme uno de cada uno.

Yo: ¿Qué más tiene?

Franklin: Llaves para Mustang con un botón para los malos y otro para el trunk

Yo: Ah, deme una de esas, ¡que chivas!

Yo: ¿Qué más hay?

Franklin: Pescado

Yo: ¿De cuáles?

Franklin: Lenguado, Cabrilla y Galletas

Yo: Deme un lenguado. ¿Cuánto es el total?

Franklin: Son cinco

Yo: Tome la plata. ¿Sr, puede llevarme las compras a mi casa?

Franklin: Sí

Yo: ¿Cuánto vale el transporte?

Franklin: Vale un kilo.

Franklin: Señor, otro día viene a comprar más, que yo tengo un montón y otros no tienen nada.

Yo: Claro que sí señor. Yo vengo otro día a comprarle que esta es mi pulpería favorita de todo el mundo.

viernes, septiembre 02, 2011

Inspiración y pluma

Quisiera decir que estoy sorprendido, pero más que sorprendido de lo leído, estoy deleitado de la intensión percibida en tus textos. Refrescaste sensación el descubrir que escribís, que compite con la admiración que despertaste con tu pluma.

Brindo por vos, para que no dejes el lápiz jamás olvidado y esa intensidad tan pasional con la que redactás no la perdás.

No la perdás ni en las noches de lluvia donde no hay libélulas ni zancudos, ni visitas, ni llamadas, solo recuerdos y nostalgia. En esas noches que la soledad y la nostalgia, como las más putas se asoman como queriendo seducirnos y hay que tener valor para mandarlas por el mismo sendero por el que vinieron.

No la perdás ni en los días soleados que un amor de verano se aparezca con sonrisa de solución y brazos sanadores, de esos que te hacen creer que volviste a nacer y del ayer no te acordás ni forzando la memoria.

Que la inspiración y la pluma se queden a tu lado.

¡Salud!

jueves, agosto 25, 2011

Encendiendo anhelos

Apagó la luz, deseando que esa noche se le apareciera en los sueños y le besara la boca, que un beso estando dormido lo sentiría en los labios y se le grabaría en el subconsciente donde guardaba el olor de su cuello, la sensación de su piel y timbre de su voz.

Telegrama 65

Te pienso y te amo, te lloro y extraño.

miércoles, julio 06, 2011

Húmedos recuerdos

Caminaba por la acera mojada con las manos dentro de las bolsas del pantalón y mirando hacia abajo como no queriendo compartir los pensamientos, o quizás no queriendo distraerse más bien, sonreía al recordar sus besos y deseaba otra vez lo vivido. Con unas ganas que hasta le hacían imaginarse besandole y mordiendole los labios suavemente. Le gustaba tanto lo que veía y lo que sentía que ni se enteraba todo se humedecía de nuevo.

miércoles, junio 15, 2011

Telegrama 64

Si tan solo encontrara las palabras para describir la alegría que siento al saber que vendrás.

Cuento los días y las horas para abrazarte nuevamente.

lunes, junio 06, 2011

Demosle

En oscuridad absoluta, hacé que callen nuestras voces y se dediquen nuestros labios a gozarse.

Que en vez de este ruido exterior, sean tus gemidos los que me ensordezcan mientras te desgasto la piel con mis manos.

Procurá el espacio, que del resto, yo me encargo.

miércoles, mayo 18, 2011

martes, mayo 17, 2011

Escandaloso Silencio

A veces el silencio se vuelve escandaloso, el amor duele y el dolor empieza a disfrutarse. La vida, tan puta como santa, en ocasiones se burla de mí y en otras me acurruca en su pecho.




Ese deseo que tan incontrolablemente carnal incita cierta creatividad espacial provocando la creación de imágenes, escenas y textos sobre vos y para vos. Es en otros momentos una sensación más sentimental y entonces, el viaje, huele a flores, frases cursis y vino tinto, que se confunden con tu aliento cuando me besás en la boca.




La vida, irónica, absurda, cíclica e injusta, me ofrece un espacio a solas desde el cual te observo, te aprecio y te amo.

lunes, abril 18, 2011

Telegrama 62

Je veux m'assoir avec toi dans un banc pour 5 minutes, écouter Renaud, voir tes yeux et te dire combien je t’aime.

domingo, marzo 13, 2011

Si tan solo supieras

Si tan solo mis brazos fueran ese sitio tranquilo que tanto añoras.
Si tan solo mis labios pronunciaran las palabras de aliento que necesitas y mi boca los besos aquellos que te estremecen el alma.
Si tan solo mi cama te diera más que un espacio para dormir.
Si tan solo mi vida fuese la que acompaña la tuya.
Si tan solo mis textos fuesen suficientes...

Revolucionaría el mundo, el tuyo y el mío, te bajaría la luna y la haría poesía, serías mi musa y mi arte, y más allá que una ilusión, sería un viaje de vida, con mezclas de envidias y energías.

Te alimentarías de mi verbo, y yo de tu presencia.
Si tan solo me amaras, si tan solo supieras...
Si tan solo comprendieras que el amor sana heridas, borra el pasado y dibuja sonrisas.

jueves, marzo 10, 2011

Relojes Detenidos

Amanecía nuevamente sintiéndose un nuevo clima de una primavera que aun no llega, pero que él percibía en los poros de su piel, resultado del sublime encuentro vivido la noche anterior al consumirse profundamente en esa delicada húmedad que tanto amaba, hudiéndose luego en ella entregándole todo su amor, su pasión, su compañía. Saciando ese deseo que tan exquisitamente le hacía disfrutar en su boca, sus manos y su cuerpo desnudo en una noche que parecía haber detenido relojes, planetas y soles para permitirles amarse sin interrupciones

martes, enero 11, 2011

Telegrama 59

Si, à un moment de ma vie, je me suis demandé pour quelle raison j'étais sur cette belle Terre de Dieu, j'ai trouvé la réponse au moment exact où je t'ai tenu dans mes bras pour la première fois.

jueves, enero 06, 2011

Barquitos de carreras

Sentado en el borde de la acera, observaba el agua del caño correr y de vez en cuando escupía o echaba pedacitos de hojas para verlos flotar en el agua y jugar como cuando niño que eran barquitos de carreras. Se tocó la bolsa de la camisa como buscando el paquete de cigarros y en eso recordó que llevaba meses sin fumar ya. Se rió de sí mismo, como burlándose, miró al cielo buscando un cómplice y sonrió de nuevo.

Quiso imaginar cómo sería tener un trabajo con horario fijo, de esos en los que se sale a almorzar en invierno, pero uno no puede mojarse y en verano no puede sudar. Intentó imaginar cómo sería pertenecer a esa ruidosa sociedad que le rodeaba, ser uno de esos tipos que se debatían entre tomar un taxi o ahorrarse unos pesos y compartir sudores en el autobús, particularmente en esas tardes lluviosas de embotellamientos urbanos.

Se quitó el sombrero, se rascó la cabeza y pensó que le gustaría que lloviera fuerte para seguir jugando a los barquitos de carreras. Volvió a reírse de sí mismo y suspirando, regresó la mirada al caño y el pensamiento a sus embarcaciones.

Ilusiones y Fantasías

Con una ilusión que le hacía brillar los ojos, sosteniendo con la zurda la taza de café y con su derecha los dedos delicados que tanto le gustaban de esa mano tan suave, la miraba como niño ansioso y le preguntaba… “Y si el mundo se detuviera ya y quedáramos solos vos y yo en este instante tan único. Y si vos sostuvieras mi mano y me juraras amor eterno. Quizá entonces colapsaran todas las estructuras sociales y el planeta de una vez por todas nos daría el espacio que merecemos para amarnos en paz.

Ella, compartiendo la misma ilusión pero de una manera muy suya, le miraba con amor, queriendo viajar con él en ese viaje de ensueño.

miércoles, enero 05, 2011

Pastillas pal enojo

Le toca bajarse el enojo de un solo trago como tomando pastillas, dejando el orgullo podrirse en el cesto de la basura, porque bien sabía que a nada bueno le llevaba tanta ira. Al fin y al cabo, él cuidaba bien de ella y aunque el enojo le nublara los pensamientos, sabía y sentía desde muy adentro que esa compañía no era ni casual ni pasajera. El tiempo a paso aunque lento, firme, le había ido demostrando la realidad de su verbo y esa noche, nuevamente, le tocó enfrentarse con su latente pasado y un futuro promisorio que entraron de la mano por la por la cocina a tomarse una copa con ella.

Silenciosamente

El airecito frio va cubriéndole la piel y él con suma discreción saborea el Merlot con calma, mientras le observa las florcitas moradas de los calzones que es lo único que la separa de estar completamente desnuda.

Ella sin percatarse teclea en la computadora portátil muy ida en su mundo y no nota lo que provoca; lo mucho que seduce su presencia silenciosa. Sin quitar la vista del ordenador, toma con la mano izquierda la copa de vino y se moja los labios. Mueve los ojos buscándole y le sonríe como sorprendida de descubrirlo viéndola.

sábado, enero 01, 2011

...Poesía, Música, Vino y Ciudades...

Porque hay mensajes no enviados, palabras no pronunciadas y otras mal dichas. Porque lo que importa no es el decir lo siento después del error, sino la sinceridad de las palabras. Porque hoy fue ella y ayer fue él, porque en este mundo imperfecto los grandes logros no se dan de la noche a la mañana, sino que son el resultado del esfuerzo conjunto aún en la adversidad.
Por ella y la música que representa, por él que se distingue por su verbo y por un sentimiento intenso.
Porque verlos juntos me llena de gozo y la paso de maravilla. Porque creo en ustedes aunque a veces los embargue la duda. Porque sé lo que tienen y lo pueden, porque hay cosas en esta vida que no se pueden explicar con simples palabras, pero sí que se pueden sentir aquí muy adentro.
Por él y por ella que han inspirado muchos de mis textos.
Brindo por ustedes,
¡Salud!

Telegrama 58

Bonne Année
Je pense à toi !

viernes, diciembre 24, 2010

Telegrama 57

Je pense a toi...
Je pense a toi...
Je pense a toi...
Vas-y papi, prends le telephone et dis papa un petit bonjour.

lunes, noviembre 29, 2010

Burbuja

Burbuja efervecente que alcanza altitudes inimagibles, dejá que mis labios te revienten en ascenso besandote la boca, caé rendida a las caricias de mis manos, y reposá tu ser en mi lecho.

lunes, noviembre 15, 2010

Telegrama 56

Tu es toujours dans mes pensées.
Moi aussi, je veux bien partager une après midi en moto

jueves, noviembre 04, 2010

Telegrama 55

On va les ignorer cette fois ci, mon Champ ...pas la peine.

Je suis là pour toi, malgré la vie !

martes, noviembre 02, 2010

Vení, tomate este café conmigo.

Y es que hay momentos en la vida en los que no nos damos cuenta que la rutina nos está majando los pies y sirviéndonos el café frío por las mañanas. Días que pasan como carros veloces en la autopista distante, sin mayor importancia, siendo solamente un número más.

Esos momentos se van acumulando hasta que llegan a pegarse unos a otros, convirtiéndose entonces en una constante invariable que va muy de prisa terminando una tarea para iniciar la próxima, en una competencia que no solo se vuelve absurda sino que te quita el dulce de los días.

La ventaja es cuando en medio de esos momentos tan atropellados, una buena noticia nos besa la mejilla y no saca una sonrisa, relajándonos el ceño fruncido y coloreándonos el resto del día sin haberlo esperado.

Aun nos quedan esos bellos momentos, esos instantes de miel de abeja en las tostadas, esa aguita de pipa tan refrescante, esa visita que alegra, esa canción que nos regala de nuevo un recuerdo, esa noticia bonita que salta en la pantalla.

Por esos momentos que llegan tan inesperadamente y saben a buen vino, hoy brindo por vos, porque te amo y porque no dejás de impresionarme.

Mañana, tomate el café caliente y tomate el tiempo para disfrutarlo.

sábado, octubre 16, 2010

Silenciosamente

Se le veía muy serio, pero si lo observabas con detenimiento, podías distinguirle una sonrisa picara al descubrir que la vida le había besado en la boca nuevamente y sin pensarlo mucho.

Alegre y a paso firme avanzaba dejando un olor a éxito y felicidad que podrían a uno confundirlo fácilmente. Le estreché la mano como los hombres y al mirarle a los ojos pude verle el alma bailar de alegría. Yo tampoco pronuncié palabra, pero sé que comprendió que yo también me alegraba de su gozo.

martes, octubre 12, 2010

Telegrama 53

Hoy como siempre pienso en vos, pero esta vez, no me es posible expresarlo. Te amo

martes, septiembre 21, 2010

Telegrama 52

Parfois il n’y as pas une explication logique, mais on doit quand même apprendre à vivre avec ce que la vie nous rendre.

Ne t’inquiètes pas, je t’appelle.

Telegrama 51

Bonne nuit mon Champ!

martes, septiembre 14, 2010

Telegrama 50

Hay días en que me estorban las palabras y quisiera poder abrazarte en silencio.

domingo, septiembre 12, 2010

Telegrama 49

Tu me manques!

Un ratito de sol

El viento agita las palmeras y los móviles tocando melodías aleatorias de campanitas metálicas, al fondo un radio lejano canta…“I just called to say…”

El cielo discute entre azules y grises, alternándolos cada cinco minutos como jugando al gran juez. Ella, aprovechando los azules, deja su piel acaramelarse mientras sus ojos corren las páginas de una de las obras de Kahaled Hosseini, pausando de vez en cuando para cantar junto con el lejano radio “recuerdame cuando mires a los ojos del pasado…” para luego continuar leyendo e imaginando calles e imágenes de Kabul.

Su cuerpo reposa sobre la grama y la estrella espectral pinta de ambar casi toda su piel dejando líneas más claras en su cintura y al centro de la espalda donde se anudó la parte superior del bikini.

El juega con la botella de cerveza girándola provocando espuma y viendo a trasluz para hacer un comentario luego que ella quisiera ignorar, pero no puede y lo compensa con una sonrisa mientras moviendo sus labios, pero sin expresar sonido escucha y canta "quisiera repetir, el cansancio que me hiciste sentir..."

Transcurre el tiempo y entre sudores, melodías lejanas, lecturas y juegos, van tejiendo una conversación sobre el hoy y el mañana, agrados y desagrados, acuerdos y desacuerdos y como acordando no echar a perder el momento y el buen ambiente, ambos deciden dejar la conversación inconclusa, ella regresa a su lectura y él se levanta en busca de otra cerveza siguiedo la canción del momento “estoy ya cansado de estar endeudado, de verte sufriendo por cada centavo…”

miércoles, septiembre 08, 2010

Telegrama 48

A vos que me endulzás aún con una silente sonrisa, con un recuerdo repentino, con tu bellísima forma de pronunciar "papi".

Que me das energías cuando siento perderlas, que me ponés de rodillas y acompañás en mis oraciones.

Que me alegrás los días más amargos pintando a colores el silencio y la distancia.

A vos, que te importa nada si una semana es mucho tiempo o poco y al igual que yo esperás ansiosamente a que llegue.

Te deseo un muy feliz Día del Niño.

martes, septiembre 07, 2010

martes, agosto 24, 2010

Cómo morirse de aburrimiento una tarde en la oficina

Dibuje a colores diez personas sentadas en una mesa de reuniones para veinticinco. Detalle la imagen con papeles sobre la mesa, teléfonos, laptops, un vaso de café frío, una pantalla que nadie vea, y dos voces que salgan por los parlantes del techo.

Escoja tres personas del grupo y dibújeles una mezcla de desvelo y cansancio, ciérreles un poco los ojos y hágales perder interés. Tome otra más y dibújele migraña, a otra dolor de estómago y a una más dibújela con expresión de abstracción, escribiendo borradores en una hoja de papel.

Ahora borre los colores, el sonido y manche toda la imagen de cámara lenta. Oscurezca el cielo, que parezca que va a llover. Agrégueles hambre.

Continúe dibujando detallitos inertes sin sonido ni colores por tres horas.

Métase en el dibujo.

martes, agosto 17, 2010

un instante en Guyana

Sentado en el escritorio del triste cuarto de hotel, frente a mí un espejo muy serio que se niega a sonreírme, a mi derecha un televisor que no pienso averiguar si funciona, a mi izquierda una puertita que da a un intento de balcón, al fondo el mar donde puedo divisar un barco camaronero con los abridores abajo, arrastrando...

La Canon reposa en el mismo escritorio, como silenciosa testigo de viajes y aventuras. Dos botellas de agua mineral Diamond con emblema distinto, ambas con apariencia de haber estado guardadas en alguna bodega por años.

Tocan a la puerta y me encuentro a una señora bajita de no más de metro cincuenta que sin mayor saludo me da, como exigiendome que agarre, el periódico que estaba en el piso y que yo bien había ignorado al salir a desayunar. Lo tomo y lo coloco encima del también ignorado televisor. Sin decir nada, entra a mi cuarto y se ocupa en barrer y ordenar un poco. La oigo limpiándole el agua herrumbrada que salio de la ducha y medio ordenando sin mucho afán.

En el pasillo se escucha una carreta y una voz femenina que dice "hello housekeeping" a lo que mi visita responde "hello, how are you?", yo sonrío sin que ella se entere.

Me pasan por la mente imágenes de distintos sitios, pienso en las diferencias culturales y comerciales que nos caracterizan. Miro al espejo, le sonrío, me sonríe de vuelta finalmente y me pongo a escribir unas líneas antes de salir a caminar, descubrir, sentir, oler y vivir Georgetown por un par de horas.

Moviendo el gancho como borrando sus propias huellas, mirando al piso dice "OK, then" a lo que yo respondo mirándole la cabeza "thank you very much"

Se cierra la puerta y yo dejo de escribir.

domingo, julio 25, 2010

Telegrama 46

Espero que no salgás nunca de la etapa del "¿por qué?".
Seguí cuestionandote las cosas siempre mi amor, para que un día seas un caballero con espíritu crítico.

miércoles, julio 21, 2010

Telegrama 45

Tenerte lejos vuelve esta vida estúpida

Solicitud de diseño

Que así como ponen elevadores, cafeterías, fotocopiadoras y hasta salas de fumado, las oficinas deberían tener cuartitos pa llorar y gritar.

Telegrama 44

Les mois, les semaines, les jours, les heures, les minutes se tournent impossibles sans toi.

Telegrama 43

Te juro que sigo tratando de comprender mas no lo logro.

martes, julio 20, 2010

Sensualidad Innata

Alumbra tenuemente la velita su pelo y ella, coqueta y tranquila, en su batita de noche, se pasa la mano como peinándose vanidosa. Consciente que el mundo la observa aún estando sola en la habitación.

lunes, julio 19, 2010

Telegrama 42

Me encanta escucharte. Tu voz tiene poderes especiales...

Trueque

Brindo por esos momentos en que la vida te regala una sonrisa y te quita el aliento.

Salud!

Que belleza

Regalame más serenidad y menos encanto que la belleza es efímera, ramera y mentirosa, porque nubla el pensamiento y transporta a un estado de trance que impide distinguir entre lo real y lo imaginario y envuelto en esa nebulosa, cuesta saber si esta duda es de vos, de mí o del amor, que es estúpidamente inocente y cruel que no deja alma sin manchar ni mente sin pecar.

Jenga, el juego de la vida

Como jugando ajedrez en tablero minado, me llamás a deshoras con el pensamiento y yo me aparezco en tus sueños gozando la vida, acariciándote la cara con mis manos bronceadas, pronunciando promesas que no creés, pero pretendés que sí, para vivir este juego de la vida del que nadie se salva; que es como el Jenga, donde no hay realmente ganadores, pero sí culpable quien saca el tuco incorrecto trayéndose abajo toda la pirámide, así todos los demás se ríen de vos, pretendiendo no haber participado en el desequilibrio.

miércoles, mayo 12, 2010

Dejala que piense

Con ese friíto que a veces estorba del aire acondicionado pegándole en los hombros y en la espalda, se abraza las piernas reposando los labios en las rodillas y vertiendo lágrimas de emoción sobre su propia piel.

El ron le hace eco en la cabeza y el sabor a hogar que le queda en su boca le pone a pensar en futuro y pasado enredándole el presente con imágenes de llantos y carcajadas.

El espejo del baño aún empañado… una toalla en el piso, en la otra ella sentada. La tranquilidad de esa noche, parece chiste irónico al intenso tráfico de sus pensamientos.

Si pudiéramos verla, vos querrías tocarla y yo posiblemente hablarle. Así que mejor imaginémosla y seguimos en lo nuestro, que le irrita ser interrumpida con caricias y preguntas.

Telegrama 41

A veces se te lloran lágrimas de colores al son de un reggae de fondo.

Gris a colores

Inicia el día con un colorcito gris que opaca el brillo del sol y el olor a hierba fresca, tanto, que llega a desaparecer completamente hundiendo toda belleza en un hoyo negro maloliente.

Sin embargo al caminar de su mano sinte la brisa en la cara que el mismo sol vuelve a broncearle cuando respirando profundamente, recupera su sonrisa coloreando las rosas, el arcoiris y hasta la lluvia.

lunes, abril 19, 2010

Telegrama 38

Des avions, des hélicoptères, des motos et des Formula 1…
Je t’adore, mon pilote préféré

jueves, abril 01, 2010

Ensayo

Franklin et papa escriben gris et cafe y blanco.
Ese es un pez para pintar, vea.
Un muchacho de bomberos y carros y motos. El carro se fue y la moto se fue.
Los bomberos se fueron al hueco.


primer borrador juntos

martes, marzo 16, 2010

miércoles, marzo 10, 2010

¿Planes?

Llantas, intenso trafico urbano…
Chicas bailando, llamame por la noche…
Bolígrafos sensoriales, alitas de pollo, mesa, base, cimientos...
Besarte, sed de más…
Te amo

lunes, marzo 08, 2010

Abrazo

Por esas palabras amigas que llegan como bálsamo, aunque concientes que hay heridas que no sanarían ni habiéndolas evitado.

Salud!

Telegrama 33

Chez moi sera toujours “chez nous”

Telegrama 32

A ma maison, dans ma voiture, ainsi que dans ma vie, il y a et aura de la place pour toi.

jueves, febrero 25, 2010

Con mi cámara

A veces me gustaría poderle tomar fotos a la música y al silencio.

Por Favor

El tiempo no es más que una serie de ahoras desordenados...

A menudo se intenta...

No, necesito más luz, que volví a caer: cálido y frío, vertiendo calor en suspiros.

-Llevame de la mano esta vez, imaginando que es aunque no exista.

Al volver a ver, claroscuro al fondo, tomame una foto, ¿sí?

¡Deseo almorzarme las ganas!

A tientas, descalzo,

y hasta el papel y el lápiz adquieren vida propia.

¿Cierro?


nacido entre batidos de chocolate y café... Cristibel y Franklin

miércoles, febrero 24, 2010

Por vos

Por esos amigos que después de guardar distancia encuentran la manera de acercarse haciéndome sentir en casa.

Salud!

lunes, febrero 22, 2010

Telegrama 31

Santo Domingo, San Vicente, Tures, San Isidrio, San Francisco, San Pablo, Las Crucitas, La Quintana... eh oui, J’ai bien aimé moi aussi.

Telegrama 30

Regalame una de tus mágicas sonrisas y llená mi corazón de paz.

Telegrama 29

La tranquilidad con la que dormís, despierta sentimientos en tu padre.

domingo, enero 31, 2010

Ella lo pensaba a solas

Quiso llamarlo, pero como tenía certeza que no respondería, intentó escribirle, pero al recordar que tampoco le leería, decidió pensarlo y amarle en silencio por un rato, para luego tomar su guitarra y componerle una canción espontánea que jamás escucharía. Porque el tipo tenía la manía de perderse de noche y a veces de día como si la tierra lo tragara o si intentara que el olvido lo borrase por completo de la esfera y las páginas de la memoria se volviesen amarillentas de repente. Ignorante que el amor no se va con la misma velocidad y magia con que llega.

domingo, enero 17, 2010

La lune et le silence

La lune tout en haut silencieuse,
la douche coule et mouille autour,
notre lit tiède,
regardent en tant que témoins oculaires
quand je te prends dans mes bras
et je t’aime encore une fois avec ma bouche,
mes mains et mon cœur au bout de la nuit…
et come décoration additionnelle
le monde disparaît et le ciel se merveille de notre amour.

viernes, enero 08, 2010

sábado, enero 02, 2010

El indigente y su luna

Ven sus ojos con romántico asombro a esa bella luna coqueta que da luz ajena a la noche, provocando sombras en la acera, mientras el indigente, bordeando patos y garzas durmientes, mira al cielo como queriendo hablarle y preguntarle si desde lo alto logra verla y si puede igualmente cuidarla y llevarle a su cama esas palabras, que hasta ahora, se ha negado a escuchar.

De lejos se le observa caminar tiritando de frío, y balbuceando palabras, como rezando, como hablando solo, o con su propia sombra, o quizá, escribiendo en la brisa cartas y versos inspirados en su luna compañera que desde lo alto le sirve de guía, de cómplice y mensajera, al menos por las noches cuando el mundo se esconde en su guarida y él queda expuesto a su dolor, a su pobreza y soledad.

domingo, diciembre 20, 2009

Telegrama 23

J’ai bien aimé la journée avec toi aujourd'hui...
et alors... nos echamos otra?
Te amo

martes, septiembre 01, 2009

A los enamorados no les importa la lluvia

Los enamorados miran por la ventana la lluvia caer a cántaros y a la gente correr improvisando sombrillas con mochilas, periódicos, bolsas plásticas y cuanto objeto tengan a mano. Algunos intentan más bien, proteger contra su pecho cuadernos, bocetos, certificados y laptops de tanta agua.

Llueve muy fuerte y no hay quien se salve de mojarse. Los carros con las luces encendidas mojan de barro las paredes de la ciudad al irse en los huecos expulsando la chocolatosa agua estancada.

Los enamorados observan y sonríen como si aquello fuera una función de circo especialmente para su deleite. Se creen invisibles, se abrasan con pasión y se olvidan que el mundo existe. Imaginan países e islas inhabitadas donde llegarán a vivir su romance y nada les faltará porque creen que el amor todo lo puede. Se toman las manos, se miran a los ojos y se juran amor eterno.

Truena con fuerza, uno se siente sordo por algunos instantes, pero ellos si acaso se percatan del estruendo, ignorándolo como si fuera parte del espectáculo celestial que decora de fondo sus besos cual acuarela de colores.

El mundo pareciera hundirse de tanta lluvia y ellos, amantes, ignorantes, desentendidos, se aman de nuevo, como si ni lo suyo, ni el planeta, ni la lluvia siquiera fueran jamás a acabarse y la eternidad se viviese en beso.

Los enamorados… ay los enamorados… no los interrumpan que están en lo suyo, y son posiblemente, más felices que nosotros que nos alegramos que la lluvia haya cesado para poder entonces volver a nuestro apuro.

sábado, agosto 29, 2009

Bandeja Paisa

Qué pena con usté señor, pero es que ya está cerrado. Sí bueno, yo sé que la puerta está abierta pero fue que aún no había ido a cerrarla. Pues nada, que ya estamos cerrados; es más la cocinera ya se fue. A mí solo me queda terminar de recoger las sillas y listo. No, yo no he comido tampoco y es que ya a esta hora se me quita el hambre, es que se me hace tan tarde al salir que nada esta abierto ya y para cuando voy llegando a la casa no quiero más que bañarme y acostarme a dormir. Sí, vivo sola. Quizá por eso, ¿no? Sí, ¿usté cree? No lo sé, es posible, no lo había pensado realmente, es que la rutina me mata y a veces me olvido de mí misma. Tiene usté razón, el espíritu y la mente deben estimularse para mantenerse bien. Ah pues claro, el cuerpo también, aunque sí le digo que mi mente y espíritu se mantienen ocupados, si yo de mal humor no he padecido nunca. Lo que pasa es que con estos horarios no hay tiempo pa nada más y no es que no me gustaría, sino que simplemente no pasa, ¿sí me entiende? Bueno, supongo que usté no ha de sufrir esos males, a mi me han contado que los hombres que son caballeros sufren menos. ¿Es eso cierto? No, nunca lo he comprobado, que va si yo más bien, hace días, digo años… que rico hablar con usté mire que ya arreglé, levanté las sillas y estoy lista para irme. ¿Vamos cerrando? Pues sí, es que tengo cerrar ¿Sí le parece? Ah pues ya por eso, gracias. Que pena, ¿no? Ay, ¿cuándo? Bueno, este ¿Cómo así? ¿En serio? ¿Y será que lo quiere para llevar o para comer aquí?

A veces quisiera

En días como hoy quisiera no haber dejado olvidada la inspiración en un bar, para poder escribirte cartas de amor y permitir que mi lápiz te enamorase nuevamente. Como lo había hecho alguna vez, al menos en mis sueños, en esos que te entregabas sin cuestionamientos, olvidándote del más allá que comienza en mi chochera.

A veces quisiera recordarte para besarte en mis pensamientos y por qué no, volver a amarte como una vez lo hice. Borroso recuerdo que entre olvidos y resacas asusta más al volver que al partir contrario a lo esperado por este confundido pecho que no se decide entre respirar o toser secas lágrimas que ya ni yo mismo me creo.

De vez en cuando, me gustaría no haber dejado nunca el mar, que allá afuera, pocos te oyen, el sabor salado se confunde en los labios que igual gritan, silban o cantan, y la mente los justifica sin mayor reto, enfrentando la soledad más suavemente una marea a la vez.

De vez en cuando, en días como hoy, a veces, quisiera, pues… quisiera no querer tanto.

Suave danza por la tarde

Es perceptible desde el instante mismo en que uno te divisa por los pasillos, así sea la primera vez que te dejés ver, así haya sido por teléfono, carta o telegrama únicamente que te conociera, aun así, es inevitable no verlo. En vos anida, es latente, se nota, el arte vive en vos y debe seguir ahí, asomándose de vez en cuando, expresándose solo, en tu caminar, en tu hablar, en tu manera de componer poesía visual. Una danza leve a ritmo de jazz con café por la tarde, clásico humo de tabaco, sabores amargos que coquetean con una dulce conversación que se renueva constantemente, exquisitez vespertina, regalo de vida.

Arte. Ser. Vida.

Esperando

Pasa lentamente el tiempo como escandaloso tren eterno, pero sin perder la esperanza sabemos que el ruido y la conmoción cesarán y se nos permitirá el paso tarde o temprano.

Una luz brillará nuevamente y como con sutil pincel, se nos dibujará nuevamente una sonrisa.

Mientras tanto, paciente espero ver tu silueta mostrarse nuevamente a lo lejos.

martes, agosto 18, 2009

Telegrama 22

Alistá los carritos que hoy jugamos de nuevo.

Tu me manques beaucoup, tu sais?

sábado, agosto 15, 2009

Esperanza en el Ocaso

Por esos atardeceres que nos sugieren un nuevo día.

Por las muertes que representan un nacimiento.

Por las derrotas que nos incitan al éxito.

Por el sol que añoramos durante la tormenta.

Por los hombros que aceptan nuestras lágrimas.

Por el timbre que interrumpe nuestra soledad.

Por los finales que preceden un nuevo inicio.

Por el lápiz que sigue en mi bolsa y el sacapuntas que aparece de vez en cuando.

Por mí y ese posible renacer que no ha de tardar.

Salud.

Feliz día mami

Pensar en vos refresca la memoria y dibuja sonrisas.

Te amo

viernes, agosto 14, 2009

Telegrama 21

Todo por la dulce melodía con sabor a miel y olor a naranjas frescas, que como rayo de sol de primavera, me ilumina el día cuando te veo correr hacia mí gritando "papá"

jueves, julio 02, 2009

Invitación

Te invito a un paseo por la pradera tomada de mi mano, a que dejés tu pelo jugar con el viento, a que tus ojos encuentren los míos y se rían los girasoles al vernos besar.

Te invito a que me des un besito chiquito, descalza sobre la arena mojada por el mar, sosteniendo tu sombrero con la mano para que no te lo arrebate la brisa.

Te invito ignorar el tiempo y consumir las horas en sorbos de café en aquel restaurante que no cierra, pero nadie viene, permitiéndonos olvidarnos también del mundo.

Te invito a sonreírme cuando acaricio tu cuello mientras cambia la luz de roja a verde.

Te invito a nadar a la media noche y que limpiés la sal de mis labios con tu lengua rodeando mi cintura con tus piernas

Te invito a dormir acurrucada a mi lado sobre la hamaca que quieta escucha mi voz al leerte...

Te invito a despertar conmigo y besarme la espalda expuesta mientras duermo mi tranquilidad de saberte mía.

Te invito a intentarlo hoy y mañana de nuevo...

Porfiado

Ni lo cotidiano de la vida, ni la crueldad del mundo diluyen este amor que se alimenta con tu ausencia, con tu imagen y con tu recuerdo como sombra que le roba oscuridad a la noche cual ladrón de sueños, cual traidor de amores.

martes, junio 30, 2009

Indisoluble

Llueve y ni la humedad ni lo gris del cielo opacan el brillo de tu piel y este amor que por vos siento.

Fría la tarde que no provoca más que el deseo de amarte nuevamente y despertar embriagado en tu desnudez soñando que me perteneces

El apuro del día no logra hacerme olvidar lo vivido, lo soñado y lo deseado a tu lado, sitio donde quiero estar para que acurrucándote a mi pecho hablarte de mi amor y escribirte poesía con mis dedos en tu espalda.

Propiedad

Nunca has sido más mía que cuando te beso en mis sueños.

sábado, mayo 30, 2009

Ave Fénix

Logrando hacer el orgullo a un lado y encontrando las palabras, valor y el medio para solicitar una disculpa; se levanta de las cenizas y florece nuevamente.

Brindo por esas amistades a prueba de fuego.

viernes, mayo 08, 2009

Tinta indeleble

Boté servilletas, rompí borradores, papeles, escritos, quebré lápices, eliminé archivos, rompí fotos, borré otras, lancé discos al vacío y hasta me bañé tres veces...

...Pero hay recuerdos que no se olvidan ni volviendo a nacer.

Brindo por esos recuerdos y por esas personas que nos los causaron, buenos o malos, heridas que si no van a sanar nunca, pues que se conviertan en tatuajes que pueda exhibir como heridas de guerra...

...que a veces la vida pareciera no ser más que eso.

¡Salud!

martes, abril 28, 2009

Telegrama 20

Mis manos esperan las tuyas y mis pasos aguardan los tuyos.

Vamos despacio

Si querés dejar de verme, apagá la luz,
pero no me pidás que me vaya,
dejame amanecer a tu lado,
permití que el instinto gobierne,
arrullame con tu voz,
besame con gotero para que me rindan tus besos,
abrazame despacio, que prisa no tengo,
amame la noche entera, que hoy te pertenezco.

viernes, abril 24, 2009

Un poco de Mingo en bici

Tomar la bicicleta aprovechando que papi había dejado el portón abierto y bajar desde la cochera a la calle a toda velocidad tomando impulso desde la rampa, era de las mejores sensaciones que vivía de niño, principalmente en las tardes de verano, cuando Santo Domingo de Heredia se veía tan bonito que parecía el tiempo se había detenido y lo había convertido en fotografía.

El viento y el sol me acompañaban cuesta abajo, pasaba frente a la casa de don Toño, medio hacía el alto y giraba a la izquierda para empezar a tirar pedal en dirección Este. Dos cuadras más arriba giraba hacia el Norte pasando frente a la casa de mi abuela hacia la office, doblaba al Este de nuevo buscando la recta larga que me llevaría hacia la Vigui. Levantando polvo, saltando y agarrando tan duro la manivela que hasta picazón daba en los brazos la vibración que provocaba la calle mala. Ahí iba yo con los ojos llorosos por el estorbo del viento empolvado, bajando a todo pulmón y a todo pedal. Para luego meterme entre cafetales e ir a salir a Calle Ronda donde bajaba nuevamente a toda velocidad hacia el Sur hasta llegar a la esquina del Dr. Moreira.

Subía en sentido contrario, ahora dirección Norte, buscando el Polideportivo, la cuesta que había bajado inicialmente con mucha energía, parecía ahora interminable, hasta que llegaba rendido a premiarme con una Chocoleta en la pulpería de don German.

jueves, abril 23, 2009

Miércoles 6am

Abrió apenas un ojo y la luz le estorbó, el ruido de la lluvia en su ventana lo invitaba a seguir durmiendo, la casa vacía y en silencio, caliente en sus cobijas… afuera hacia frío, el viento congelaba los huesos y el trabajo llamaba a seguir la rutina…

Fué entonces cuando apagó el despertador, se dio media vuelta y decidió que era domingo.

martes, abril 21, 2009

El mundo puede esperar 5 minutos más

“No te vayás aún, el mundo puede esperar 5 minutos más”, le dijo con tono cariñoso y ella se instaló en una silla junto a su lado. Él le preparó café y le pidió que lo tomaran juntos.
.
Esa mañana parecía que había amanecido antes cuando ella aún con sueño lo miró como dormía su cuerpo desnudo reposando luego de la excitante tormenta que ella le había invitado a compartir.
.
Horas antes queriéndose y cenando habían conversado el tema que ella traía en mente desde hacía días, ¿vos sabés que puedo leerte?, sí mi amor, como nunca nadie lo ha logrado. Entonces no andemos con rodeos y decime lo que ya sé...
.
¿Y si vamos a bailar y celebramos lo vivido? Mejor me abrazás la noche entera y nos imaginamos la música.
.
Esta vez él la amó con mayor intensidad entregándoselo todo. Amor y deseo reinaron esa noche entre lágrimas de despedida.

lunes, abril 20, 2009

Telegrama 19

Espero que te mejorés pronto y sonriamos juntos de nuevo.
Que durmás bien hoy.

viernes, abril 10, 2009

Telegrama 18

Tu ausencia tortura alma, mente y corazón, mostrándome una cara del dolor que no quisiera nunca haber conocido.

domingo, abril 05, 2009

Telegrama 17

Van pasando los días, los atardeceres los extinguen y con ellos mis esperanzas de verte. Tu ausencia me corroe el corazón que sangra nuevamente, mi mente se pierde en un hoyo negro como la noche que me abraza solitaria y recibe mi llanto por no tenerte.

lunes, marzo 30, 2009

Resaca de un presagio

Desnudo en el piso intentó enjugar en vino el paladar amargo, la migraña resultado de su propio abandono y la acumulación de pensamientos en los párpados que mostraban levemente su agitación mental.

Se bañó tres veces pretendiendo olvidar lo vivido y algunas imágenes recién creadas por la imaginación que se le enredaban en la memoria prohibiéndole comprender su misma razón borracha de ideas.

Se afeitó esperando cortarse la verruga que desde horas antes le picaba el lado izquierdo de su ego y de tanto rascarse le sangraron los celos.

Al apagar la luz buscando el sueño, el sol rayando el alba le silbó al oído.

Intentó llorar, pero no le quedaban ya lágrimas.

martes, marzo 24, 2009

Cleptomanía o Deporte

1 Lente
1 Bandera
1 Perro
1 Jacket
1 Cámara
1 Memoria
2 Bicicletas
2 Amplificadores
2 Parlantes
3 Radios de carro
3 Controles (relojes) del motor
15.000 colones en efectivo
30.000 colones en producto. el Caballo Blanco de Moravia
∞ cantidad de discos
Y hasta las compras del súper

¿Y a vos, qué te han robado en Costa Rica?


rompí el esquema tradicional por primera vez, pero necesitaba desahogarme

martes, marzo 17, 2009

Cuando las palabras sobran

Él la tomó una vez más por la cintura y ella pudo leerle en la mirada lo que las palabras no lograban expresar. Él sintió su vibración y no necesitó nada más para comprender que ella le entendía y mientras él la tomaba de la cintura, ella lo sostenía del corazón.

Instante vespertino

Afuera llueve y el viento estalla las gotas en mi ventana cuales ideas incandescentes y defectuosas.
Mientras el café chorrea prendo un cigarro, me rasco la barba, miro al vacío revolcando recuerdos y sentimientos, pienso en vos y te amo de nuevo.

miércoles, marzo 11, 2009

Telegrama 15

Junto a vos pude recordar lo divertido que es jugar escondido, aunque me dejara encontrar fácilmente.

Te amo

domingo, enero 25, 2009

Tributo a nosotros

Brindo por aquellos que no sabemos para donde vamos, pero al menos no olvidamos de donde venimos.

Salud!

sábado, enero 24, 2009

jueves, enero 22, 2009

Rayando el alba

Cuando la noche ya no es noche y día aún no llega, mi corazón y mi mente juntos navegan por este mar de sentimientos siguiendo el faro de tus ojos, buscando anidarse en el calido rincón que una vez le ofreciste.

viernes, enero 16, 2009

Despedidas

leer la cuarta parte en A la luna en bote

…unos mojados, otros intactos, todos sus borradores, o al menos, todos los que llevaba en el maletín, sus borradores habían sufrido un chasco eventual. Irónico pensó, como que tenemos más conexión de lo que imaginaba.

El autobús se adentró en el corazón de la ciudad, se acercaba a su parada y él consumido entre la multitud viajó de regreso a ella con su pensamiento imaginándola, como queriendo fotografiar el recuerdo…
continúa en A la luna en bote

miércoles, enero 14, 2009

Despedidas

Leer la segunda parte en A la luna en bote


…caminó a paso firme alejándose de aquella casa, de ella, de su propia vida, una vida que dejaba atrás por asuntos legales, más allá de su control. Cada paso que daba lo hacía con determinación como justificándose a sí mismo. El agua le mojaba los hombros y el cigarrillo que prendió en la parada de bus mientras esperaba.

Cuando despertó había ya oscurecido, no supo que hora era, pero no le importó si el tiempo no existe o había dejado de existir, al final de cuentas, ¿qué diferencia hacía ya?. El olor de su lecho volvió a llegarle al corazón trayéndole una melaza de recuerdos y preguntas que le atragantaron el pecho.
Cuarta parte en A la luna en bote

Despedidas

Sonó el despertador, pero él ya veía la ventana mojarse por la lluviecita mañanera, ella perezosa aún, le preguntó si quería café y se levantó a prepararlo sin mayor demora.

Desayunaron juntos, ella se veía con la mente ocupada, mientras él observaba al vacío, perdido. Se vieron a los ojos, ambos se sonrieron con ternura y ella le acarició la mano.

-¿De verdad tenés que irte?
-¡Sí!
-¿Y si yo te pidiera que te quedaras?
-Por favor, no lo hagás, vos sabés no que es algo sencillo para mí tampoco.

Lo abrazó fuerte bajo el marco de la puerta mojándole la camisa con sus lágrimas. Con una mano él le acariciaba la cara cubierta y con la otra la sujetaba fuerte de la cintura. La besó y partió sin decir nada.

jueves, enero 08, 2009

Escondite

Quisiera existiese un rincón de escape donde no haya ni mundo ni planeta, donde mi presencia no te estorbe y vos podás permitirte descender a un campo de paz que en mi pecho quisiera brindarte mientras te dormís profundamente permitiéndole a mi voz arrullarte.

Te asustás

Te asustás, te ofuscás, el tiempo va pasando y el ahogo aumentando, no te basta el presente para liberar el tiempo atrapado en tu pecho ni el desvelo de tus ojos.

Lágrimas y dudas te agotan sin darte mucho espacio, pero aún así encontrás el instante y la hendija en el tiempo para colar una sonrisa y hasta una carcajada que con tanta contagiosa alegría encantás a tus similares, porque iguales no tenés.

Tu rareza enigmática y sensual se torna de un color ámbar, mudando su original café rojizo, como tostándote por fuera, consecuencia del calor interno que sentís y tratás de evitar se te escape por los dedos.

Charita enamorarse

Cuando uno se enamora es como sacarse un premio, como un helado de fresa gratis una tarde de miércoles en vacaciones. Es como un paseo en bicicleta con un buen amigo.

Enamorarse es algo así como viajar en tren y ver girasoles por la ventana, como cuando tu papá te regala un cachorro, como cuando uno llega al colegio y se entera que está eximido de los finales.

Enamorarse un día se siente tan bonito como cuando te abrazan y la otra persona huele rico, como cuando te besan de sorpresa y años después recordás ese beso.
Hay días que enamorarse se parece a gritar gol, a jugar escondido, tirarse por un tobogán o dormir con lluvia.

Enamorarse es a veces como un juego de pólvora, a ratos como una montadita en una montaña rusa y otras como un helado de sorbetera…

¡Qué triste que se acabe tan pronto!

domingo, enero 04, 2009

Si Santo Domingo estuviera más cerca

Si Santo Domingo estuviera más cerca y yo pudiese tocarte con mis manos, mil caricias te daría. Mis brazos te abrazarían fuerte, te cargaría por las calles que me vieron crecer, y cuántas historias te contaría. Iríamos por la noche a llevar frío al turno, a comer churros y ver gente.

Si Santo Domingo estuviera más cerca, hoy iría a buscarte que tengo muchísimas ganas de verte.

lunes, diciembre 29, 2008

Mi corazón sangrante

Mi corazón sangrante necesita una curita, café negro, aguardiente y un abrazo porque no logra encontrar la calma que una vez vivió junto a vos y se pregunta qué posibilidades habrá de recuperarte y si yo le permitiré anidarse de nuevo en ese cálido lugar que una vez le ofreciste.

Mi corazón sangrante me reclama que no lo cuidé sino que lo dejé entrometerse y distraerse acostumbrándose al tuyo, a tus manos, a tus caricias, a tus besos, a tu voz, a tu olor, a tu presencia y a tu amor.

Mi corazón sangrante se pregunta quién le cuidará del frío, de la soledad, del remordimiento y de la resaca que le provoca este espíritu borracho de recuerdos.

Mi corazón sangrante te extraña y llora por vos.

domingo, diciembre 28, 2008

Hangover

Basking in the sun, she lays her pain in the ground while washes all memories of disposable friends in whisky and hopes the cycle to eventually break.

sábado, diciembre 27, 2008

Life could be like an oval race

Lost in my own world, I looked around for you, but only found my very own wrong decisions yelling at me while slapping my face.

miércoles, diciembre 24, 2008

Telegrama 8

Je te souhaite un très Joyeux Noël !
Je t’aime avec toutes mes forces.

Telegrama 7

...mais moi, je t'aime!

Ese día en el que nevaron flores

Ese día en el que nevaron flores en tu cuerpo desnudo, mis ojos sobre él reposaron en observancia de la ley que seguimos los amantes del arte, que es quizá la única que respetamos, esa que nos manda a pensar distinto, a ver las cosas desde otra óptica y a revelarnos contra lo que nos da la gana.

sábado, diciembre 20, 2008

De negro con tonos rojizos

De negro con tonos rojizos iba esta vez cuando se presentó como acordado, rondando las diez de la noche en casa de sus amigos, para pasar un rato con ellos y volver a verlos de nuevo.

De negro con tonos rojizos iba esta vez, y de nuevo, él la vio y le prestó atención, le conversó un rato y la invitó a bailar una cumbia.

De negro con tonos rojizos iba esta vez, y una vez más el la vio e intentó conversarle de la vida de hoy y de ayer, de los hijos que cambian, de los presidentes que cambiamos, de los trabajos que nos cambian. De negro con tonos rojizos iba esta vez y al igual que las otras veces, ella le habló de vuelta y le sonrió.

De negro con tonos rojizos iba esta vez y todos la vieron. La vieron de nuevo y esta vez al igual que muchas otras le miraron de cerca y de lejos, se acercaron a saludar y le invitaron a brindar. Y todos brindaron por la amistad que nació en el pasado y aún en el presente se las ingenia para sobrevivir.

De negro con tonos rojizos iba esta vez cuando uno de ellos le ofreció llevarla de vuelta al final de la noche y ella dijo sí, para que luego él le ofreciera acompañarla el ratito que a la noche le sobraba más ese rato del día que no se sabe si ya es de día o aún de noche. De negro con tonos rojizos iba esta vez cuando ella de nuevo dijo sí.

De negro con tonos rojizos iba esta vez que los vio de nuevo y aceptó ser acompañada por uno, que nunca había sido nada y que no llegaría a ser más que uno, una noche que fue de negro con tonos rojizos.

jueves, diciembre 18, 2008

Telegrama 3

¿Y si venís y caminás de mi mano?

¡Salud!

Brindo por quienes se atreven a escribir y por aquellos que se permiten sentir al leer.

Variedad y Alegría

Los hay altos y flacos, otros chiquitos y regordetes. A algunos les cuesta respirar, hay algunos que tosen, lloran, si claro, hay muchos que lloran, de esos he visto muchos.

Otros son hiperactivos y tratan de que todo suceda a la vez. Hay también algunos más sobrios, más serios, otros que se enfiestan desde temprano, algunos llaman a la mamá o a los amigos, otros se esconden en el puerto o en el bosque. Otros se la pasan estudiando o en bicicleta por toda la ciudad.

Están los que se van de fiesta, de tarde futbolera o los que comen helados, que a mí me divierten tantos esos, aunque también me gustan los que escriben y los que leen también me gustan.

Pero sí te digo que a los días tan lindos como hoy, le dan ganas a uno de pellizcarles los cachetes y abrazarlos muy fuerte.

domingo, diciembre 14, 2008

Ayudame a olvidarte

Si pudiera amarte menos, si hubiese una manera de ignorarte, si mi corazón fuera capaz de echarte a la calle y mi mente de borrarte como lava el mar las huellas en la arena, que feliz seria.

Quisiera poder lograrlo, pero qué difícil se vuelve, que entre más lo intento peor me sale y más te amo.

¿Como hacés vos para actuar como si yo no existiera? ¿De verdad te importo poco o es que tu corazón tiene tanto callo que ya no siente? ¿Como le hacés para volverme invisible? Ya quisiera yo tener esa habilidad y desaparecer a los maleantes y a los narcos, a los tiranos y a vos, que jugás con mi mente, con mis sentimientos y con mi tiempo que podría terminar siendo más valioso que los otros, porque dicen que las heridas de amores con el tiempo sanan, pero si vos jugás con el mío, no me curaré jamás de esas puñaladas de seducción que me clavás de frente mientras te reís burlona y sádica en mi cara.

Será tu culpa o la mía que yo a tus pies me encuentre tendido esperando cinco minutos de atención, o uno, o un segundo, o un instante, que a veces pareciera es todo lo que me das. Un instante, una mirada, una palabra que me llega como miel y de nuevo me entrego en cuerpo y alma al vacío que es precisamente lo que recibo al instante siguiente. Será tu culpa por cruel y manipuladora o la mía por débil e incapaz. Incapaz de arrancarte de una vez por todas de mi presente y de mi futuro, de olvidarte y borrarte del ayer, como si jamás hubieses existido o al menos convertirte en un vano recuerdo.

Ayudame, te lo pido, ayudame a olvidarte, a dejarte atrás, que amarte tanto me hiere mucho y el dolor me esta gustando.

jueves, diciembre 11, 2008

Noche, Silencio y Paz

Afuera la lluviecita va mojando las calles, la hierba y su casa, adentro ella reposa su belleza soñolienta en el sofá y apoya la cabeza en sus regazos, mientras él le acaricia el pelo y le besa la frente con besos que le lanza sentado viéndola a los ojos que tratan de abrirse luchando contra un sueño acumulado de días.

Él va relatando una historia vivida años atrás decorando el silencio que inunda la sala, como hablando solo, pero a la vez arrullándola cariñosamente, invitándola a dormir, como contándole un cuento de cuna.

Con calma, el agua continúa regando la ciudad, ella se ha dormido ya y él se humedece los labios con la cerveza que está a punto de acabar. Suspira y la acompaña en un sueño profundo, mientras el silencio vuelve a llenar la sala.

jueves, diciembre 04, 2008

Diciembre

Vanidoso le sonríe el sol hoy mientras le calienta las manos y le alumbra los ojos cambiándoles el color a un cafecito claro, como caramelo. Ella camina contenta de percibir su calor y sentir su pelo jugar con el viento con ciertos destellos de la hiperactividad típica de diciembre.

En bicicleta pasa un muchacho que la observa desde lejos y conforme se acerca más atención le presta, pretendiendo ser lo suficientemente evidente para que ella lo note, pero respetuoso para no asustarla. Ella le sonríe al cruzar miradas y él siente un vacío en la panza y se le enfrían las manos.

Ella se vuelve contra el viento y hace como a amarrarse el pelo con las manos, pero lo suelta de nuevo y continúa caminando en la dirección anterior, mientras recuerda que diciembre es un mes especial, terco, pero especial, es un mes lleno de días en los que uno no puede ignorar el sol, discutir con el viento, ni contradecir al corazón.

domingo, noviembre 23, 2008

Parlons

Mon Champion de Papa, je ne trouve pas les mots aujourd’hui donc, je garderai le silence et laisserai mon cœur te parler a distance
a toi mon Champ

Te amo a pesar de la tormenta.

Afuera, el planeta entero hace fila para entrar a explicarnos cómo debemos hacer las cosas. Vienen con mapa en mano para decirnos donde se encuentra la felicidad y qué debemos hacer para vivirla.

Mi cielo, no puedo sostener la puerta por mucho tiempo, no logro mantener el bullicio alejado, me es imposible evitar las pedradas. Esta bofetada que te pega la vida será por siempre mi culpa, mas por inexplicable que a veces parezca ante los ojos ajenos, mi amor por vos no merma y de mi mente no te vas ni por un instante, mi bello presente.
a toi mon Champ

Cuenta Regresiva

Cuento los minutos que me separan de vos para cargarte otra vez en mis brazos y permitirte dormir en mi pecho de nuevo mientras nos secreteamos sentimientos en nuestro idioma propio he incomprensible.
a toi mon Champ

Ni el diccionario ni el reloj

Bendición del cielo, razón de mi vida, no me alcanzan tres idiomas para hablarte de amor, ni el tiempo para amarte.
a toi mon Champ

martes, octubre 21, 2008

Sueño

Soñé que la veía rebosante y bella posada en su trono con elegancia y garbo, pero al acércame me miró con ojos punzantes y caí de rodillas llorando ante la imposibilidad de tocarla.

Deber

Es imperativo que te exprese mis sentimiento antes de que te vayás para siempre y todo se vuelva un doloroso recuerdo.

Consecuencias

Si yo no te lo dijera y tu prescencia se desvaneciera por completo. No me quedará más que morderme la lengua y tragarme mi propio veneno.

lunes, octubre 13, 2008

Fortaleza sensual

Determinación femenina de mujer independiente que irrita y seduce como melcocha de colores

¿Qué hacemos?

¿Y si nos desconectáramos del mundo por última vez antes de desconectarnos uno del otro?
¿O qué tal si mejor lo intentamos de nuevo y procuramos que la magia regrese?

Despertar repentino

La realidad me abofeteó la cara mientras dormía y al despertar bruscamente me hizo beber de su copa oxidada.

domingo, octubre 12, 2008

Certeza

Y si este fuera el último texto que escribiese,
si fuera esta la última noche que te viese,
si mi cuerpo mañana muriese,
podrías afirmar que si yo viviese,
mi corazón te amaría todo lo que pudiese.

Explicame

Aun proponiéndonoslo no nos hubiésemos herido tanto.
¿Podés explicarme entonces, cómo fue que lo logramos?

sábado, octubre 11, 2008

Conexión a tientas

Quizá algún día podamos apagar la luz, para en la obscuridad, entablar conversaciones que nos estimulen el intelecto, alegrándonos el corazón.

Cercanía real

Hay días que quisiera tenerte más cerca para que viéndote a los ojos, podás escuchar mis palabras.

Hoy mismo

Hoy mismo podés irte y golpear la puerta al salir, dejar el recuerdo arrugado en el piso, botar los besos que te di por el desagüe, sacudirte las caricias en la calle. Podés tragarte las palabras, escupir las lágrimas con odio y borrar mi recuerdo. Podés darle la vuelta al mundo buscando otros amores, otros brazos, otros labios, reírte del recuerdo, humillarme el corazón, burlarte de mi deseo y maldecirme al recordarme, podés odiarme para siempre, que yo sentado en estas gradas esperaré paciente a que se te pase y te recibiré con los brazos abiertos el día que decidás regresar, aun si fuese hoy mismo.

Si todo indica

Si las luciérnagas, el viento y el tiempo,
si tu vestido y mis ganas,
si tu voz y mis labios,
si la luna y el rocío,
si el recuerdo y el alma,
si mi corazón y el tuyo,
si tu historia, la mía y la nuestra dicen que ya sos mía,

¿A quién más debemos preguntarle?

martes, octubre 07, 2008

Chente

Chente tiene años de bolear en el aeropuerto y le encanta lo que hace.

Chente piensa que si la gente es agradecida, entonces él debe esforzarse para darles un buen servicio.

Dice Chente que hay gente tan cochina, que ni regalado se dejan limpiar los zapatos.

Chente se esmera en dejar brillando los zapatos que lustra.

Chente por las tardes y las noches es taxista.

Chente se llama Vicente, pero le dicen Chente y a él le gusta.

Chente usa bigote grande pero bien cepillado.

Chente lleva botines café con zipper a un lado que él mismo se lustra por las mañanas porque dice que así el cliente puede observar una muestra de su trabajo.

Chente usa los zapatos más limpios que yo.

Chente es un buen tipo.

lunes, octubre 06, 2008

Dame ideas a ver

¿Y si me lo como?
¿Cómo te lo vas a comer?
No se, pensaba… ¿y si me lo tomo diluido en vino?
¡Ja, si fuera tan sencillo!
Ya sé, me lo fumo con tabaco, té y clavo de olor.
¿Y eso pa que?
Pues pa que se queme y no quede ¡ni el olor!
Creo que no sería tan fácil.
Lo mastico, no hay más, lo mastico y luego lo escupo.
Me temo, amigo mío, que no será posible.
Entonces ¿qué hago con ese hijueputa remordimiento?
Pues, como si fuera un grano, dejalo que seque y se caiga solo.

domingo, octubre 05, 2008

Ebriaguez y Resaca de recuerdos

Belleza extraña que me seduce más con el recuerdo que con la realidad. Te extraño cuando no estás y al llegar irónicamente me estorbás. Por mucho que quisiera cambiarlo, vos no lo harás y la realidad me ofrece un baile de mesa mientras bebo y me fumo el pasado enrolado en papel cebolla. Sonríe mi boca cuando concilio el sueño y luego amanece mi alma borracha en jugo de recuerdos fermentado en miel añeja cuando descansa su migraña a diez mil metros de altura, como extrayéndose de sí misma.

viernes, octubre 03, 2008

Agradable Desgaste

"Si esta sensación de desvelo y cansancio, si este ardor en los ojos y la sensación de mi estomago se deben a esos amaneceres despiertos piel a piel, boca a boca con tu ser, bendito el sol que descubre nuestros cuerpos y el agua hidratante que tomamos después de haberme hundido en vos deteniendo el tiempo y no viviendo más que para complacerte con mis manos y mis labios, mientras me retribuís con besos, entregándote y permitiéndome escuchar tu jadeo intenso, expresión de gozo. Si este agotamiento es consecuencia de la gloria vivida en tu cama, dispuesto estoy a morir lentamente extasiado al rayar el alba."

lunes, septiembre 15, 2008

Confusión

En esos días que la ilusión pareciera acabarse y la velita de los sueños extinguirse, busco tu mano para apoyarme, pero solo encuentro tu espalda como ignorando mi condición decadente, como si el abandono reinara capaz de vencer lo que parecía imposible de quebrantar.

Sofístico Cambio Interno

En la intimidad de mi propia soledad reposan mis pensamientos mezclándose entre sí lentamente tratando de acomodarse en un orden lógico, luego vuelven a acomodarse en orden cronológico y de nuevo se reacomodan restregándose uno al otro, mirándose a los ojos, perdiendo su forma y su carácter.

Centinela

Silenciosa transcurre la noche haciéndome levitar en su vaho de olvido ajeno como tortura deseada por el alma, permitiendo que espíritu, cuerpo y mente se hieran entre sí por el adictivo placer al dolor. Mientras tu imagen cual centinela permanece como tatuada en mis pensamientos, silenciosa, quieta, observando y esperando.

viernes, septiembre 12, 2008

Arte en el Campus

Transcurría la tarde a su ritmo, como un buque de esos grandotes que atraviesan el Atlántico silenciosamente y pueden verse desde lejos dejando un hilo de humo detrás y estelas en el mar, que de no ser por eso, pareciera estaban detenidos. Algunos pajaritos jugueteaban en algunos de los árboles del campus, como dando saltos entre las ramas, como dos enamorados escapando uno del otro, pero dejándose alcanzar. A veces iban a la fuente a refrescarse rápidamente y volvían a su jueguito de seguido.

Por una ventana un rayito de luz le iluminaba las tersas manos, mientras ella escribía en el teclado algunos poemas que se le ocurrían mientras trataba de completar un trabajo pendiente, con el inconveniente que en aquella tranquilidad que se respiraba, el deseo de escribir le brotaba sola, aún inmersa en medio de tanto trabajo, el arte le corría por las venas y las teclas no podía resistirse a su creación.

El aroma a café le interrumpió el momento y mientras el subconsciente redactaba en borrador, caminó a la cafetería y afuera, los pajaritos se besaban humedecidos decorando los celajes que empezaban a formarse a lo lejos.